Palencia Entre Líneas

Cuatro apuntes sobre un sentimiento y una forma de vida: la nuestra. Palencia existe, se ve, se toca y se disfruta. Es un modo de vida.

02 octubre 2008

El clásico

Todo buen equipo de Tercera suele estar compuesto de “los de siempre”, los que ni a sol ni sombra dejan la camiseta que un día comenzaron a vestir; de “los de casa”, que a menudo coinciden con el grupo de “los de siempre”, perfectos conocedores de la afición, de la Historia del club y de la ciudad a la que representan; de “las ilusiones”, los recién llegados en los que se depositan todas las esperanzas para lograr los objetivos de cada temporada; y de “un clásico”: este año toca Agostinho.
El clásico tiene su parte buena, la experiencia, y su parte mala, la edad. Pero como esto es Tercera, sus fichajes suelen verse con buenos ojos. Como bien decía Alberto Moreno cuando Onésimo llegó a La Balastera: “es que, si tuviera velocidad, estaría jugando en Primera, no con el Palencia”.
En los últimos años, el Palencia ha visto con buenos ojos la llegada de hombres como Cuaresma, Alberto, Luis Sierra, Juanjo o el mencionado Onésimo Sánchez. Todos han rendido perfectamente mientras han vestido la camiseta de nuestro club: Alberto aportó su gol, Luis Sierra su seguridad atrás, Onésimo su regate… No importa que vengan más viejos y más gordos. Su profesionalidad vale de sobra para una categoría en la que, lo que se necesita, es despuntar un poquito por encima del resto.
Sólo con el nombre asustan: qué pensarían (como me gusta decir para referirme a la Tercera) “los Garrays y las Hulleras” cuando venían a La Balastera a enfrentarse a un equipazo que mantiene una buena base, más los refuerzos y “en el que juega Fulanito, el que jugó en Primera con tal y cual equipo”.
Tanto si se busca un equipo competente como si no, su presencia siempre da color, crean expectación en la grada, provocan temor en el rival y, por experiencia comprobamos que, compensa tenerlos, al menos, durante un añito.
Agostinho, de momento, sirve para lo que se le trajo. Apunta a seguir luchando por ser titular y su línea recuerda a la de esos otros clásicos que dejaron buen sabor de boca y, cuando se marcharon, por la puerta grande, dejaron huella en los corazones morados.
Aquí, el enlace a este artículo de nuestros amigos de www.cfpalenciaco.com

1 comentarios:

A las 4/10/08 09:42 , Blogger María ha dicho...

Bueno... la verdad no entiendo mucho de futbol y menos del futbol palentino de tus tierras, pero... aprovecho para dejar constancia de mi paso por el blog y espero que gane el equipo con el que vayas :) un beso!

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal